Primera Nacional | NUEVA CHICAGO

Se acordó tarde: el Torito perdió el clásico en Casanova

Chicago tropezó en su visita a Almirante Brown. Cayó 1-0 porque le costó generar peligro y cuando reaccionó, ya faltaba poco para el final. No pudo con los 10 del Mirasol.

Publicada: 12/04/2021 23:49:33

Lecturas: 4739

+ Ficha del Partido

Mucho se habló en las horas previas al partido sobre la identidad y la presencia de los juveniles. Se especuló con que ello pudiera influir en la actitud, más allá del juego, pero al menos poco se vio en el Fragata Sarmiento. Chicago perdió con Almirante porque no supo cómo jugarlo.

Ya de entrada se vio superado por un equipo al que no le sobra nada como el del Mirasol. La derecha con Julián Cosi y Rafael Barrios fue la invitación constante a los ataques. Alguna aproximación con centros fue la única alternativa que encontró la visita para acercarse contra el arco de Ramiro Martínez.

Para colmo, además de no encontrarle la vuelta, se vio en desventaja porque a los 20 minutos, tras una buena pelota del Pipi García, el local se encontró con una carambola que cayó en los pies de Martín Batallini, que con algo de suerte logró eludir a Alan Minaglia y definió con el arco a su merced.




El Torito jamás reaccionó. Hasta lo padeció y pudo sufrir otro gol más con un cabezazo en contra de Barrios que dio en el travesaño. Incluso en el segundo tiempo con los cambios le costó hallar los espacios, saber dónde y cómo, terminó llevándolo por obligación contra el arco de Martínez.

Aunque también lo sufrió porque Almirante llegó varias veces, pero nunca le acertó al arco. Sumó nombres arriba y pudo haber descontado con un tiro libre del Loco Melo y una media vuelta de Enzo Lettieri, pero eso fue todo, no lo mereció tampoco. Ni siquiera cuando tuvo un hombre de más lo aprovechó.

Hasta le pudieron haber hecho el segundo con una contra que terminó en Santiago Vera, que se enredó primero y luego definió cruzado aunque Lettieri la sacó al córner. No se vio al Chicago de Ezequiel Giaccaglia que se esperó, no tuvo las ganas de jugarlo como lo ameritaba y por eso se volvió sin nada a Mataderos.



Federico Meza

comentarios

notasrelacionadas

notasanteriores

másleídas