Primera Nacional | ATLANTA

La importancia de Atlanta para Abel y Andrés Soriano

Abel Soriano rememoró su paso por Atlanta en el Instagram Live de Solo Ascenso y remarcó que, con su hermano Andrés son hinchas. “Es un club que queremos mucho”.

Publicada: 25/07/2020 20:28:15

Lecturas: 12553

Abel Soriano charló mano a mano con Solo Ascenso en el Instagram Live, y recordó su inolvidable paso por Villa Crespo, donde no sólo fue campeón y logró el ascenso a la Primera B Nacional, sino que junto a su hermano conformaron una dupla goleadora que quedó grabada para la historia del fútbol argentino con 33 goles entre ambos.

Al nombrar Atlanta, el delantero contó: “Se me viene mi familia a la cabeza. Toda mi familia: mi viejo, mi hermano, mi señora, mi nene. Nos involucramos con el club totalmente. Nosotros somos hinchas, es un club que queremos un montón. Nos tocó jugar en momentos separados y después juntos”.

“Me siento parte de la historia del club no por lo que logramos con Andrés y nuestros compañeros, sino porque el club nos comió como parte y nos trataron espectacular siempre. Recuerdo a mi viejo llorando dando la vuelta olímpica, a mi hermano mayor y mi familia de Córdoba que se iban todos para Buenos Aires para ver un partido. Cosa que pasó en otros clubes, pero no con esa energía increíble”, remarcó el mellizo.

Y recordó un detalle puntual: “Mis viejos un día no pudieron entrar a la cancha porque se querían sacar fotos con ellos. Les hicieron notas de todos lados. Mi papá no es un hombre que hable mucho, pero escucharlo en un reportaje y que los profes te cuenten, o que nos graben videos y nos lo ponían antes de entrar a los partidos… Éramos 18 leones que entrábamos a comer. Era una cosa increíble”.

Más allá de su etapa como futbolista, Atlanta le siguió abriendo las puertas al goleador: “Hace dos años fui con el tema de mi página web, que el club me prestó las instalaciones para hacer una serie de fotos, y me invitaron al bar, que yo no había entrado por mucho tiempo, y cuando levanté la vista había una camiseta mía en el bar. Fue increíble”.

“Soy agradecido al hincha, a los dirigentes, a la gente, pero ver a mi familia así de metida me llenó el corazón. Después por situaciones que pasaron después del Nacional B, decidí irme. Pero me fui en un momento bueno, el club no quería que me vaya. Llegaba el Huevo Rondina y sabía que iban a pelear otra vez el ascenso. Pero yo sentí que había cumplido ya mi lugar”, explicó sobre su salida.

Y agregó: “Después tuve posibilidades de volver y tampoco se dio. Pero quería abrirme porque sentía que era capaz de hacer goles sin Andrés, de ser goleador de un torneo como fue en Barracas. Me puse otros objetivos que por suerte pude lograr”.

Por último, dejó frases muy particulares: “El club nos abrió las puertas a los dos en diferentes momentos. Un jugador que juega en Atlanta, en Ferro, Defensores de Belgrano, los clubes de Capital, tienen un plus en cuanto a visualización. Porque mucha gente dice ‘¿qué hacemos hoy? y bueno, vamos a ver a Atlanta’. Y esas cosas ayudan. Más allá de que el hincha de Atlanta es un enfermo. Es así. Tenés que ser hincha de Atlanta. La verdad que es jodido, es muy sufrido, pero el hincha de Atlanta siempre está. Es impresionante”.

Mariano Perusso

comentarios

notasrelacionadas

notasanteriores

másleídas