Primera D | JUVENTUD UNIDA

Todo mal

El Lobo Rojo no pudo ante Liniers, volvió a ser goleado como visitante, y quedó a ocho unidades del puntero con 12 puntos en juego. Konecny puso el 1-3, en tiempo adicionado.

Publicada: 12/11/2019 10:55:59

Lecturas: 816

Juventud Unida se jugaba sus últimas fichas en el torneo de la Primera D. Luego de haber dejado varios puntos en el camino en una mala racha, buscaba conseguir una victoria ante Liniers en condición de visitante para descontarle puntos directamente al líder y meterse en la pelea a apenas cuatro fechas del cierre del torneo. Sin embargo, no pudo y se fue derrotado por 3-1.

El Lobo Rojo sabía que tenía que, al menos, no perder para no quedar prácticamente fuera de la pelea. Durante la primera etapa, la visita tuvo buenas combinaciones y mostró un poco de fútbol. Tuvo una con Campi, que obligó a Acosta a tirarla al corner. Liniers no encontraba la vuelta y apenas tuvo una sola llegada con Galeano, pero García le ahogó bien el grito.

Pero para el complemento el local movió el esquema, desarmó gran parte de la estructura que traía y consiguió ganar un peso ofensivo que fue demasiado para el Lobo Rojo. Es que en 8 minutos, Liniers pasó del 0-0 al 3-0. A los 7 Galeano se fue mano a mano, García tapó con la cabeza, pero en la misma jugada un rebote le quedó a Campuzano y, con ayuda de un desvío, metió la pelota en el primer palo.

Cinco minutos más tarde, Javier Cermesoni, quien había sido anunciado como refuerzo del Lobo Rojo a comienzos de la temporada, puso el segundo desde el punto del penal. Y a los 15 del complemento, con un enganche y una gran definición de zurda, Bruno Galeano liquidó las acciones.

Si algo tiene para destacar Juventud Unida es que nunca se entregó. El local tenía el pleito en su bolsillo, pero el Lobo Rojo lo buscó hasta el final, como si estuviera a tiro del empate. Tuvo opciones con Pérez, que hizo trabajar a Acosta y luego chocó contra el travesaño. Parecía que el gol era esquivo y no iba a llegar, pero en tiempo de descuento, Brian Konecny anticipó en el área y marcó el gol del honor.

Más allá de su loable actitud, a Juventud no le alcanzó para sumar nada y se quedó con las manos vacías. Ahora, a cuatro fechas del final, la distancia con el líder es de 8 unidades, y las posibilidades de pelear el título parecen extinguidas. Sin embargo, habrá que seguir peleando para mantenerse arriba en la tabla general, algo totalmente posible para el Lobo Rojo.

Mariano Perusso

comentarios

notasrelacionadas

notasanteriores

másleídas