Primera C | LUJAN

Lujanero adentro

El elenco de la Basílica empató 1-1 ante El Porvenir y se metió en el Reducido por un tercer ascenso. Vera Borda, a cuatro del cierre, estampó la paridad en Gerli.

Publicada: 20/05/2019 19:23:36

Lecturas: 533

+ Ficha del Partido

Sufrir y gozar. Sacar cuentas, verse afuera, pensar en una chance por cuestiones externas. Todo junto en 90 minutos, en una tarde de domingo a pura emoción. Luján pasó por todas esas sensaciones.

Porque perdía contra El Porvenir en Gerli y se veía afuera del octogonal, pero cuando quedaban apenas tres minutos, tras una mala salida del arquero, Juan Cruz Vera borda puso el empate necesario para no depender de nadie y meterse de lleno en la pelea por el tercer ascenso. Un final para el infarto.

El local arrancó con todo. Presionando bien arriba, encerró al Lujanero cerca de Diego Quiros, con la velocidad de Mena y el manejo de Acevedo. Entre los dos, generaron una situación inmejorable. Es que un pelotazo encontró a Mena habilitado, que metió el pase al medio y Martín Zúccaro lo bajó cuando el enganche definía por arriba del arquero, aunque en la línea salvaba Marcos. Por eso, el árbitro marcó el penal indiscutible, a pesar de los reclamos. Pero el arquero del Lujanero tapó con sus primeras el violento disparo que fue al medio del arco.

Esa situación pareció despabilar al equipo de Oroná, que salió del asedio y empezó a controlar el partido. En una contra rápida por la derecha, Lucas Chambi estrelló su zurdazo en el palo. Después, Sánchez enganchó dentro del área y sacó un remate que tapó el arquero con suspenso. Y cerca del final un tiro libre de Pérez a metros del tiro de esquina encontró la cabeza de un defensor cuando la pelota se colaba por el ángulo.

En el complemento, otra vez El Porve arrancó mejor y, con algunos pelotazos y centros, puso en aprietos al Lujanero. Para colmo, a los 19 minutos se fue expulsado Maximiliano Pighin por un golpe a un jugador en el piso, lo que luego generó un tumulto. Y a los pocos segundos llegó el grito del local, con ese remate de Tarazona que se desvió en el camino y descolocó a Quiros.

En ese contexto, el Lujanero iba para adelante con el corazón, mientras el local hacía todo lento y acudía a las lesiones para ganar tiempo. Y una mala salida del arquero le dio vida al Lujanero, con ese remate con suspenso de Veraborda que entró pidiendo permiso.

Para darle más dramatismo, el árbitro estiró ocho minutos más el juego. Pareció un exceso. Y Luján pudo liquidarlo con esa corajeada de Seguel y el disparo del Puri Vera Borda al palo cuando estaba solo abajo del arco. Fue empate 1-1 y clasificación al Reducido.

Agustín Gigante

comentarios

notasrelacionadas

notasanteriores

másleídas